¿Sabías que el aire que respiras y la comida que ingieres a diario contiene sustancias tóxicas? - Nutricion Evolutiva
4635
post-template-default,single,single-post,postid-4635,single-format-standard,theme-bridge,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,columns-4,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-16.8,qode-theme-bridge,disabled_footer_top,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.2,vc_responsive

¿Sabías que el aire que respiras y la comida que ingieres a diario contiene sustancias tóxicas?

El nivel de contaminación de la Tierra se ha elevado al extremo en los últimos tiempos.

Hoy en día muchos de los productos que consumimos y las industrias que los producen generan contaminación, bien directa por su producción o bien indirecta, por su degradación en el medio ambiente (como por ejemplo los plásticos).

Encontramos sustancias contaminantes en el aire que respiramos, en nuestra comida, en nuestra ropa y cosméticos… Además, elcontaminante plástico ha inundado, literalmente, nuestras vidas.

Los gases de efecto invernadero provocan un aumento de la temperatura a nivel global. Este aumento de la temperatura altera nuestro clima, provocando fenómenos extremos climáticos y afectando a nuestra calidad de vida.

La neutralidad de carbono se consigue cuando se emite la misma cantidad de dióxido de carbono (CO2) a la atmósfera de la que se retira por distintas vías, lo que deja un balance cero, también denominado huella cero de carbono.

  • ¿Cómo conseguimos el equilibrio?

Hay distintas formas de conseguir este equilibrio: la más saludable es no emitir más CO2 del que pueden absorber de forma natural los bosques y las plantas

También se puede reducir emisiones y avanzar hacia la neutralidad de carbono a través de la llamada “compensación de carbono”, que consiste en equilibrar las emisiones emitidas en un sector determinado mediante la reducción de CO2 en otro lugar. Esto puede conseguirse a través de las inversiones en energía renovable, eficiencia energética y otras tecnologías no contaminantes.

En Bio-Life, nuestra huella CO2 es NEUTRA. Nuestros edificios han sido especialmente diseñados para limitar al máximo nuestro consumo de energía y sólo utilizamos energía procedente de fuentes de energía renovables para nuestras operaciones.

Nuestro consumo en materias primas es BAJO, por ello, nuestros envases y etiquetas son 100% biodegradables y reciclables.

No hay un planeta B. ¡Cuidémoslo!

Con nuestros productos cuidas tu salud y el planeta.

Si quieres más información visita nuestra PÁGINA WEB.

 

AVISO IMPORTANTE: La información proporcionada no sustituye el asesoramiento médico. Si padece algún problema de salud, busque el apoyo y la orientación de un profesional de la salud debidamente cualificado y con experiencia. Los complementos alimenticios no son sustitutos de una dieta sana y variada o un estilo de vida saludable.